Conecte con nosotros

Londres 2012

Con los trajes veloces a otro lado

Después de los Juegos Olímpicos de Beijing y el Mundial de Roma cambiaron las reglas. Y bajaron los records.

Publicado

el

La Deportista | El sitio lider en Deporte Femenino

Después de los Juegos Olímpicos de Beijing y el Mundial de Roma cambiaron las reglas. Y bajaron los records.
La Deportista | El sitio lider en Deporte Femenino
Fue hace tres años. Y fue cuando los dirigentes de la Federación Internacional de Natación vieron lo que había ocurrido primero en los Juegos Olímpicos de Beijing y después en el Mundial de Roma un año más tarde, con cronómetros destruyendo récords casi en cada competencia por culpa de los trajes de baño de alta tecnología que habían sido creados por la empresa italiana Jacked, pero que después copiaron Arena y Speedo, aunque esta marca en menor medida.

La alta flotabilidad que proporcionaban aquellos trajes de poliuretano (en el mercado se conseguían a unos 400 euros en promedio), en los que el material impermeable con el que estaban fabricados creaba una capa de aire y burbujas, alteró el concepto del deporte y la natación dejó de ser una competencia entre atletas para convertirse en una carrera tecnológica. Incluso los propios campeones aprovechaban los grises de las reglamentaciones y el francés Alain Bernard, oro olímpico de los 100 metros libre en 2008, llegó a utilizar un traje de baño de tres capas para favorecer su rendimiento…

Pasó el tiempo y la natación de Londres 2012 luce diferente. Ya no abundan los récords (aunque los hay, por supuesto) y los atletas, además, se ajustan a las reglas con trajes que van desde la cintura hasta las rodillas en los hombres y con los hombros descubiertos y también hasta las rodillas en las mujeres. Sin embargo, siempre hay lugar para la polémica. Y en la fantástica piscina del parque Olímpico hoy se habla de los modelos -algunos muy coloridos- impuestos por las empresas proveedoras de la indumentaria, que vuelven a sostener una competencia paralela.

En un reflejo de la anarquía que imperó hasta 2009, los nadadores muestran ahora trajes de baño revolucionarios y mientras Speedo sacó ventaja en Beijing con su modelo LZR Racer, Arena, que en ese momento sólo tenía el 10 por ciento de los nadadores de la elite, se recuperó aquí notablemente con el Powerskin Carbon-Pro, que parece gozar de las mayores preferencias.

Speedo presentó sus productos de 2012 en una ceremonia doble y con dos modelos de lujo: al mismo tiempo que el estadounidense Michael Phelps “desfilaba” en Nueva York, la inglesa Rebecca Adlington lo hacía en Londres. Además de los trajes, la marca mostró por primera vez gorras diseñadas para reducir la resistencia al agua y antiparras más anchas y angulares que facilitan la visión periférica. Sin embargo… “los nuevos trajes son horribles”, consideró, lejos de ser diplomático, el entrenador holandés Titus Mennen durante el último Campeonato Europeo de Debrecen. “Se ponen muy pesados y para las mujeres son muy difíciles de colocar. Luego se forman protuberancias con el agua. Es algo en lo que la marca deberá trabajar”.

Los estadounidenses no se quedaron atrás y en Londres les permiten a sus nadadores usar el traje de baño que quieran aunque Speedo sea el patrocinador oficial del equipo. La misma situación se presenta en los atletas de Australia y Gran Bretaña, otras dos potencias de la natación.

Este deporte, de todos modos, sigue siendo noticia. Por lo que sucede adentro, pero también por lo que pasa afuera del agua, donde la competencia y el negocio se mezclan.

Londres 2012

Un oro menos por doping

Publicado

el

Nadzeya-Ostapchuk-doping-juegos-olimpicos_ladeportista.com.ar

Nadzeya Ostapchuk se quedó sin la medalla obtenida en lanzamiento de bala por no pasar el control. Se encontraron restos de un anabolizante en su orina.

Nadzeya-Ostapchuk-doping-juegos-olimpicos_ladeportista.com.ar
El Comité Olímpico Internacional le quitó la medalla dorada a la bielorrusa Nadzeya Ostapchuk (lanzamiento de bala) por doping. La atleta de 31 años se sometió al control antidopaje luego de su victoria, el cual reveló la presencia de metenolona en su orina. Esta sustancia es un agente anabolizante que figura en la lista de productos prohibidos confeccionada para este año.

Ostapchuk, campeona del mundo en 2005, causó la sorpresa al imponerse con un lanzamiento de 21,36 metros, muy por delante de la gran favorita, la neozelandesa Valerie Adams, campeona olímpica y triple campeona del mundo (20,70 metros), y de la rusa Evgeniia Kolodko (20,48 metros). El Comité Olímpico reasignará las medallas y subirá al podio, junto con las atletas mencionadas, la china Lijiao Gong.

Sigue Leyendo

Londres 2012

Grit Sadeiko, la bella súper atleta

Publicado

el

grit_sadeiko_deportista_femenina_ladeportista.com.ar

Grit Sadeiko se destaca en el heptatlón y aunque no tuvo una gran performance en los Juegos Olímpicos de Londres -finalizó en el puesto 23-, fue una de las más observadas por el público debido a su belleza.
grit_sadeiko_deportista_femenina_ladeportista.com.ar
Nacida hace 23 años en Tallin, la capital de Estonia, Sadeiko logró un tercer puesto en el Mundial juvenil de Polonia en 2008 y una medalla dorada en el Campeonato Europeo Sub-23 de Ostrava, República Checa, en 2011.

Además, esta hermosa atleta tiene una hermana de 19 años (Grete) que también le sigue sus pasos en el heptatlón.

 

[nggallery id=50]

Sigue Leyendo

Londres 2012

La “dorada” con genes argentinos

Publicado

el

diana_taurasi_eeuu_basquet_femenino_ladeportista.com.ar

Diana Taurasi, cuya madre es argentina, volvió a colgarse la medalla de oro con la selección femenina de básquet de EE.UU. Su historia.
diana_taurasi_eeuu_basquet_femenino_ladeportista.com.ar
La estadounidense Diana Taurasi, padre italiano y madre argentina, es el acelerador de Estados Unidos y ayer tuvo su recompensa con la tercera medalla de oro olímpica de su carrera, a una sólo de la legendaria Lisa Leslie. Su equipo, que no pierde jun partido olímpico desde Barcelona-92, logró además su quinta medalla de oro consecutiva tras imponerse a Francia en la final.

“Río, baby, vamos para ahí“, dijo Taurasi sobre la posibilidad de una cuarta medalla de oro, mientras festejaba la tercera haciendo el gesto del rayo de Usain Bolt.

El palmarés de esta escolta de 30 años, 1,83m y 74 kilos, no deja dudas: tres títulos universitarios con la Universidad de Connecticut (UConn); tres medallas de oro olímpicas; un campeonato mundial, dos títulos de la WNBA con los Phoenix Mercury y cuatro Euroligas con el Spartak de Moscú.

Además, Taurasi fue elegida mejora jugadora de la WNBA en 2009 y 2012, y ha sido la mejor anotadora de la liga estadounidense en cinco ocasiones -tiene una media de 20,8 puntos y cuatro asistencias por partido en su carrera.

De los Juegos Olímpicos de Londres se va con una media de 21 puntos, pese a que acababa de salir de una lesión de cadera que le había impedido jugar los últimos partidos de la WNBA con los Phoenix Mercury.

Taurasi nació el 11 de junio de 1982 en Chino, una población de unos 67.000 habitantes del sur de California, a unos 56 km de Los Ángeles, adonde su padre Mario y su madre Liliana habían llegado dos años antes procedentes de Argentina.

Su madre es de Rosario y su padre, nacido en Italia, emigró a Argentina de pequeño. Diana Taurasi habla español, la lengua que se usaba en su casa, y tiene una hermana.

Persona de sonrisa fácil, Taurasi no se muerde la lengua y acumula varios episodios que le valieron el sello de rebelde. Fue la jugadora de perfil más alto en negarse a recortar y ajustar su uniforme cuando jugaba en el Galatasaray turco, según las nuevas reglas de la Federación Internacional de Baloncesto (FIBA) para hacer más atractivo el básquet femenino.

En noviembre de 2011, cuando juagaba en el Fenerbahce turco, dio positivo por modafinilo, un neuroestimulante que combate la fatiga, pero la Federación de Baloncesto de Turquía (TBF) acabó aceptando las explicaciones de la defensa de la jugadora, lo que le salvó de hasta dos años de suspensión.

Dos años antes, en 2009, Taurasi fue detenida en Estados Unidos conduciendo con más alcohol en la sangre del permitido, por lo que fue condenada a 10 días de cárcel de los que cumplió uno como parte de un acuerdo con el juez.

Sigue Leyendo

Facebook

Noticias más leídas

Copyright © 2012 La Deportista | Running Team.