Conecte con nosotros

Actualidad

La dinastía Bardach: Virginia se clasificó para los Juegos de Río

Consiguió la plusmarca argentina para los 200m combinados y superó el registro de su hermana Georgina, quien marcó un hito en la historia de la natación del país.

Publicado

el

“Lloré mucho, como un bebé”, confiesa una voz con inconfundible acento cordobés desde el otro lado del teléfono. Es la voz de Virginia Bardach, quien, todavía emocionada por la jornada que vivió el miércoles en el Campeonato Sudamericano de Asunción, charló a la distancia con Clarín sobre el mejor momento de su carrera. “Fue una jornada soñada, se me dio todo. Estoy muy feliz. Aunque la verdad, todavía no caigo, todavía no me puse a pensar que ya soy olímpica”, reconoció la nadadora argentina de 23 años, que en el primer día de competencia en la capital paraguaya ganó el oro en los 200 metros medley, con un nuevo record argentino -rompió la marca vigente de su hermana Georgina-, y se aseguró su lugar en Río de Janeiro 2016, los primeros de su carrera.

“Venía nadando y entrenando muy bien y sabía que en algún momento, tenía que salir esta marca. Pero hacía mucho que la estaba buscando y no salía; y yo estaba un poco molesta. Pero el miércoles no me tiré pensando en marcas, me tiré simplemente a nadar. Y cuando llegué, exploté. Hubo muchísima emoción por todo lo que costó conseguir este tiempo”, analizó la cordobesa, que logró la cuarta plaza de la natación argentina para la cita olímpica de agosto.

En Asunción, Virginia se colgó el oro con una marca de 2m13s46 y superó los 2m14s45 que había establecido Georgina en 2009. Aunque para la más chica de las Berdach, lo más importante fue haber sacado pasaje a Río. “Fue especial por haber roto la marca de mi hermana, fue lindo que el record haya quedado en familia. Pero ese nunca fue un objetivo. No era algo que me interesaba particularmente. La emoción fue más que nada por la clasificación a Río. Ese era un sueño. Georgina me dijo desde siempre que ir a un Juego Olímpico es lo más lindo que te puede pasar como atleta y que vivir esa experiencia es algo único”, aseguró la cordobesa.

Virginia tenía sólo 12 años cuando su hermana mayor marcó un hito en la historia de la natación argentina al ganar la medalla de bronce en los 400 metros medley en los Juegos de Atenas 2004, uno de los cuatro que disputó. Y no fue fácil para ella intentar hacerse de un nombre propio en este deporte. “Antes, cuando era más chica, sentía mucha presión por el apellido, por lo que significó Georgina. Pero fui aprendiendo a vivir con eso. Ahora de más grande lo voy manejando mejor, me acostumbré“, explicó.

Mucho debe haberla ayudado el apoyo y la contención de su familia -además de Georgina, papá Jorge, mamá María Adela y sus otros dos hermanos, Jennifer y Nacho-, que disfrutó la victoria en Asunción casi más que ella misma. “Todos estaban muy emocionados. Mi mamá y mi papá están acá, así que pude festejar un poquito con ellos. Con los otros, a la distancia. Yo no agarré el celular cuando terminé de nadar, lo miré recién cuando terminó la jornada. Y como a las dos horas de la carrera, vino mi papá y me dijo: “Atendé a tu hermana que está pesadísima y quiere hablar con vos”. Era Georgina, que seguía llorando. Mi otra hermana creo que está llorando todavía. Y mi hermano también, de él me sorprendió más”, recordó entre risas la cordobesa.

Con tanta felicidad y con el resto del Sudamericano por delante -en pruebas individuales, aún debe correr los 200 y 100 mariposa y los 400 medley, en la que buscará la marca para Río-, es lógico que aún no haya pensado seriamente en lo que vivirá en agosto. “Los Juegos están lejos todavía. Ya habrá tiempo para concentrarse en eso y plantearse expectativas. Supongo que tendré que entrenar mucho más. Por ahora, estoy muy contenta porque nos están saliendo las cosas y cumplimos el objetivo de la clasificación”, aseguró Virginia, que en Río escribirá un nuevo capítulo en la leyenda olímpica de los Bardach.

Virginia Bardach2

Georgina Bardach: “Me emocioné más que cuando gané mi medalla”.

Cuando me enteré que Virginia consiguió la marca olímpica, no lo podía creer. No porque pensara que no era capaz de lograrla. Yo siempre supe que podía conseguirla, pero ella parecía que no lo creía.

Hace poco la vi entrenarse en Buenos Aires y le dije que no entendía cómo no estaba haciendo una marca mucho mejor de la que tenía. Veía sus condiciones y no entendía por qué ella no creía lo que podía ser capaz de hacer. Y me daba mucha impotencia que desperdiciara tanto talento.

Creo que ella siempre nadó con la mochila de ser “la hermana de” y con esa sensación o esa necesidad de tener que demostrar algo. Por eso me emocionó mucho lo que consiguió en Asunción. Dos horas después de enterarme, seguía llorando. Estaba más emocionada que cuando gané mi medalla en Atenas, por todo lo que significa para ella. A partir de ahora, va a ser otra nadadora la que se tire a la pileta. Va a ser Virginia y no “la hermana de”. De cara a los Juegos Olímpicos, le diría que siga entrenándose, porque si entrenaste bien, te va a ir bien. Y en el momento de tirarse al agua, que lo disfrute. Pero también le daría un consejo que siempre me daba mi entrenador: que vaya a competir. Nosotros estamos acostumbrados a festejar la clasificación a un Juego y nos quedamos con eso, pero no hay que conformarse. Hay que ir a competir.

Técnica y físicamente, Virginia es excelente. Es una de las mejores nadadoras que vi y tiene el biotipo perfecto para la natación, pero hasta hace un par de años le faltaba trabajar como lo está haciendo ahora. Hoy está en un gran momento y tiene muchísimo potencial y mucho para seguir creciendo. Aunque yo la sigo viendo como mi hermanita. Me siento orgullosa de lo que está haciendo y de que esté disfrutando la natación. NR

georgina bardach
Fuente: Clarín

Actualidad

Afirman que el deporte aumente ocho veces las defensas contra el Covid-19

La actividad física reforzaría las chances de no padecer la enfermedad o sufrir menos impacto

Publicado

el

Afirman que las personas que realizan deporte llegan a multiplicar las defensas contra el Covid-19 hasta ocho veces más teniendo en cuenta a la gente que no hace nada y lleva adelante una vida sedentaria. De acuerdo a estudios realizados por médicos de España y de Estados Unidos, se midieron los parámetros con personas contagiadas en la primera ola, entre el 15 de febrero y 15 de abril de 2020.

Estos datos fueron publicados por el sitio especializado running.es y tanto los médicos norteamericanos como los españoles determinaron que “la actividad física regular puede influir positivamente en la evolución al contraer Covid-19”.

De acuerdo a dichos estudios, el riesgo de mortalidad de las personas que realizaban ejercicio físico es de 1.8%, mientras que el grupo que tenía una vida sedentaria tenían un porcentaje de casi 14. “Un estilo de vida sedentario inicial aumenta la mortalidad de los pacientes hospitalizados con COVID-19. Este hallazgo puede ser de gran utilidad en la prevención de la enfermedad grave por COVID-19”, asegura el informe.

Automovilismo: así funciona la primera escudería femenina argentina

“El análisis de mortalidad mostró un riesgo de muerte ocho veces mayor en el grupo 1(personas con vida sedentaria) frente al grupo 2 (personas que practican actividad deportiva). El análisis multivariable mostró que el sedentarismo fue un factor de riesgo independiente de mortalidad en aquellos pacientes que requirieron hospitalización por COVID-19 en nuestro centro. Expresado de otra manera, una actividad física regular de intensidad moderada a alta parece reducir la mortalidad relacionada con la infección por COVID-19. Hasta donde sabemos, este hallazgo no se ha demostrado previamente y representa un beneficio significativo del ejercicio regular en el pronóstico de COVID-19. Como tal, recomendar el ejercicio físico regular podría ser una simple medida preventiva, que podría tener un impacto real en la mortalidad durante las próximas oleadas de pandemias”.

Fuente: Más Aire Web

NT

Sigue Leyendo

Actualidad

Automovilismo: así funciona la primera escudería femenina argentina

El equipo, integrado enteramente por mujeres, debutará en abril en el Top Race Junior

Publicado

el

El automovilismo es un deporte inclusivo que permite la competencia directa entre hombres y mujeres. Sin estereotipos ni prejuicios, este deporte dio otro paso importante ya que tiene el primer equipo femenino de competición en la Argentina. El Vitarti Girls Team correrá en el Top Race Junior, la división menor del Top Race, y debutará el 4 de abril en el Autódromo de Concepción del Uruguay, en Entre Ríos. Tiene confirmadas dos pilotos (se sumarían otras), dos mecánicas, una ingeniera y la directora del equipo.

La fundadora del equipo, Tamara Vital expresó: “El proyecto comenzó en abril del año pasado, cuando empezamos a tener más tiempo por el parate por la pandemia. Hacía rato que quería hacer algo con las mujeres, las venía invitando a la categoría, pero no se daba por cuestiones presupuestarias. Bueno, empezamos a hablar y decidimos juntarnos para que esto tome fuerza. No era novedad que una mujer corra en autos porque ya hay más de 150 en el país en diferentes categorías, inclusive en el karting. Pero sí era una novedad que estén todas juntas en un mismo equipo y que haya apoyo femenino también en la parte técnica o en lo deportivo”.

“Cuando la pandemia nos dio un respiro y se pudo volver a la actividad decidimos probar con la piloto Rocío Migliore en Paraná; la prueba fue excelente. Las chicas recibieron de gran manera el mensaje de lo que queríamos hacer en el equipo, de lo que queríamos armar y a dónde queríamos llegar. En febrero probamos un Top Race Junior en Buenos Aires y luego hicimos otra prueba en La Plata a comienzos de marzo con Agustina Mattio y Valentina Funes, cuyo caso es para destacar porque viene del karting y por primera vez se subió a un auto de turismo. Y lo de Agustina no nos sorprendió porque sabemos que es prolija y rápida. También se sumó Candela Riestra”, agregó.

Auge del Running en plazas y parques

Por el momento, están confirmadas como pilotos Rocío y Valentina, y trabajan para reunir el presupuesto que les permita incluir a Agustina y Candela. El costo operativo (todo concepto) por fecha de un auto del Top Race Junior rondaría los 450.000 pesos.

El Top Race Junior es la tercera categoría del Top Race. Consiste en una promocional donde se forman pilotos que hacen sus primeras armas a nivel nacional. Todos los coches usan el mismo motor, suspensiones, gomas y otros elementos. Lo que cambian son las carrocerías y las chicas representarán a Chevrolet. Que los autos sean casi todos iguales potencia el factor humano en la conducción de los pilotos.

NT

Sigue Leyendo

Actualidad

Auge del Running en plazas y parques

El Grupo de Entrenamiento La Deportista, bajo estrictos protocolos sanitarios, corre en Parque Chacabuco y está logrando una asistencia mayor a la prepandemia, aunque divididos en más días y horarios.

Publicado

el

A pesar del calor, uno los ve correr y correr. Despejándose. Tomando ese aire necesario en estos momentos. Se los ve felices, relajados, concentrados. “La vuelta al parque es un respiro de aire puro para todos los que vivimos encerrados y ayuda muchísimo para despejarse, el volver a ver a los compañeros de entrenamiento por más que no los puedas saludar con un abrazo. Antes nos veíamos en el zoom a través de una pantalla y encontrarse después de meses en persona ayuda muchísimo al ánimo y a la cabeza, y, como todo trabajo en grupo, estar con otra persona siempre colabora en el rendimiento”, sostiene la profesora Romina Molinari.

Esta vuelta gradual al espacio verde se dio por pedido de los mismos alumnos que poco a poco se van sumando y hoy están logrando un récord de participantes, divididos en más días y horarios. “Todavía hay muchos que no se animan a salir y siguen por zoom o prefieren hacerlo por su cuenta y nos piden los planes para saber qué hacer. Aun así en el parque tenemos unos 20 alumnos en cada uno de los entrenamientos”, explica.

“Nos cuidamos entre todos. Trabajamos fuerte la idea de grupo. Tratamos que no traigan mochilas y bolsos tampoco, y fundamentalmente respetamos la distancia social”, detalla Molinari.

La Deportista es un grupo de entrenamiento mixto para todas las edades y niveles fundado en 2009 por Laura Urteaga, quien en 2008 fue representante argentina en el Mundial de Triatlón en EE.UU. Del mismo, se inspiraron varios grupos de entrenamiento en toda la ciudad y surgieron cientos de corredores amateurs que de apenas caminar algunas cuadras pasaron a correr hasta maratones.

En ese sentido, Laura supo ser una gran inspiradora y defensora de los derechos de la mujer en el deporte. Una larga enfermedad con la que luchó con gran valentía hizo abandonar su lucha, pero dejó un legado importante en el país y en redes sociales, con un instagram que aún sigue vigente con miles de mensajes dejados por sus seguidores.
Quienes deseen más información pueden comunicarse a través de su página web completando el formulario o con la profesora Romina Molinari al 1163366404.

El Running Team La Deportista entrena en el Parque Chacabuco los días martes, jueves y sábados a las 8:00; y lunes, miércoles y viernes a las 19. 

Sigue Leyendo

Facebook

Noticias más leídas

Copyright © 2012 La Deportista | Running Team.