Conecte con nosotros

Actualidad

La historia de Andrea Berrino: le habían aconsejado no nadar más y hoy rompe records argentinos

A los 18 pasó dos años sin entrenar por una tendinitis. Hoy es una de las mejores nadadoras del país.

Publicado

el

“En definitiva esa es la cuestión: levantarse y seguir”, desliza casi con un suspiro Andrea Berrino desde Budapest minutos después de haber quebrado, por segunda vez en el día, el record argentino de 50 metros espalda. La riotercerense dice que la natación no es un partido de 90 minutos en el que el atleta se equivoca y la puede “pilotear” y que por eso no siempre salen las carreras como uno las desea, que existen buenos y malos torneos y que, entonces, no hay que desmotivarse nunca.

Pero su frase inicial cobra sentido cuando Berrino cuenta su historia de vida: una que acarició el retiro temprano a los 18 años, pero que hoy, con 23, vive un presente feliz y, ante todo, sin techo.

Acompañaba a su mamá a la escuelita de Natación Susana Schwander a buscar a sus hermanos más grandes. Un día, a los 5 años, se tiró al agua y Berrino recuerda que, desde ese día, no probó otro deporte. “A los 7 empecé a competir, a los 14 integré el seleccionado Nacional juvenil y tuve mi primera participación internacional. Todo se complicó cuando terminé la secundaria en Río Tercero, viajé a Córdoba y no pude ni seguir estudiando. Sólo me enfoqué en recuperarme de una lesión”, cuenta Andrea Berrino en el diálogo con Clarín.

“Me llegaron a decir que tenía que dejar de nadar para siempre”, confiesa primero y agrega: “Obviamente opté por la recuperación y,encima, por el camino más difícil porque fueron dos años de competir sin entrenar; sólo hacía patada y, claro, en los torneos me iba pésimo. El problema era en el hombro. Nació por una tendinitis y después se complicó por problemas en la columna. Tengo espina bífida y escoliosis”.

Con la mentalidad positiva como su motor infalible, Berrino sabía que los resultados, tarde o temprano, llegarían. “Las buenas van a venir”, se convencía. Y así fue: dos años y medio de rehabilitación, lucha y esfuerzo para lograr el record de 200 metros espalda, el que había conseguido Georgina Bardach a un año de ganar la medalla de bronce en Atenas 2004. Nada menos. Sin embargo, otro palo en la rueda sorteó cuando en el mismo Torneo Confraternidad Sudamericana realizado en Córdoba en octubre de 2013, una trombosis la alejó de la pileta por varios meses. “Es por una alteración en la sangre que tengo. Es como más espesa”, revela, pero sin mostrar disgusto en su voz. Es que Berrino lo tiene asimilado y no hay excusas. Los problemas físicos son parte de ella.

La espina de no haber ido a Río de Janeiro 2016 la sigue tan de cerca como las dos décimas que le faltaron en el Campeonato Sudamericano de Asunción 2016 para lograr el boleto olímpico. Y una fractura en el pulgar, a dos días del Preolímpico, su última chance, despejó cualquier ilusión de subirse al avión que llevó a la delegación argentina; se quedó como primer suplente. Pero siguió adelante. “Me planteé nuevos objetivos, clasifiqué al Mundial de Windsor y bajé el record argentino de 100 metros espalda a 57s88”, cuenta.

Ya no la frenan los obstáculos a Berrino. “Soy muy perseverante”, había dicho cuando tenía apenas 15 años. Hoy, dueña de la mejor marca de 50 metros espalda, sigue acompañada por esa misma cualidad que la llevó a las grandes piletas del mundo y que la hará nadar bien lejos.

Semifinalista en los 50 espalda y el futuro por delante

En la mejor actuación argentina hasta el momento, Andrea Berrino se dio el lujo de marcar el récord argentino de 50 metros espalda por partida doble: en su primera competencia bajó la marca tras realizar 27s96. Ese tiempo le dio el boleto a las semifinales, instancia a la que una nadadora argentina no accedía en un Mundial desde Georgina Bardach en Melbourne 2007. Más tarde, la nadadora cordobesa mejoró el crono aunque no le alcanzó para clasificarse a la final: fue 27s80 y quedó a sólo 62 centésimas de la brasileña Etiene Madeiros, la más rápida con 27s18. Berrino quedó así en el 12°puesto. NR

Andrea Berrino

Fuente consultada: Clarín

Actualidad

Tiene 8 años, juega en Estudiantes de La Plata y formará parte del cuerpo atlético de una famosa marca

Hace un tiempo, un video suyo en el que juega al fútbol fue viralizado por estrellas del fútbol argentino

Publicado

el

Felicitas Flores es una niña de Berazategui que se destaca en las categorías infantiles de Estudiantes de La Plata. Hace un tiempo, un video suyo en el que juega al fútbol fue viralizado por estrellas del fútbol argentino y generó conciencia sobre el valor de la formación temprana en las mujeres. Ahora la pequeña de 8 años consiguió firmar un contrato con una marca deportiva.

“A mí siempre me gustó jugar al fútbol con mis hijos y ella juega desde que aprendió a caminar. Tiene su pelota desde que nació y a los dos años ya tuvo sus primeros botines”, contó el papá de Feli, que se desvive por la pelota desde que tiene uso de razón y acompañaba a su hermano mayor a la Escuelita de Fútbol. Maxi asegura que las condiciones de su hija son innatas: “Yo me pongo a jugar con ella y le enseño algunos tips sobre cómo abrir el pie o cómo levantar la pelota para pegarle pero después lo de ella es natural, es como innato”.

Cómo es el nuevo protocolo para realizar actividades deportivas con presencia de espectadores

Los goles, gambetas y habilidad captaron la atención de la compañía Nike, que gestionó un vínculo para que se sume a su cuerpo de atletas cuando todavía no cumplió los 9 años. Anteriormente ya había grabado una publicidad con una empresa de energía y combustible argentina y en las redes sociales (cuentas administradas por sus padres) ya cuenta con más de 12 mil seguidores que disfrutan de su magia adentro de las canchas.

NT

Sigue Leyendo

Actualidad

Cómo es el nuevo protocolo para realizar actividades deportivas con presencia de espectadores

Las nuevas medidas afectan a tanto a deportes grupales, individuales como a actividades recreativas al aire libre

Publicado

el

El Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires adoptó nuevas medidas referidas a la práctica deportiva y a la actividad física, en espacios cerrados y al aire libre que se comenzaron a aplicar desde el 17 de Septiembre.

Con respecto a las actividades realizadas al aire libre, a partir de esta etapa se permite la presencia de espectadores tanto en espacios públicos abiertos (por ejemplo en plazas y parques) como en establecimientos públicos y privados (como es el caso de los Polideportivos de la Ciudad y los clubes). Los deportes y actividades en espacios cerrados aumentan su capacidad al 70%.

El Jefe de Gobierno porteño Horacio Rodríguez Larreta explicó que los eventos al aire libre “van a pasar de un máximo de 2.500 personas a 4.000, siempre que el espacio permita respetar el protocolo de una persona cada dos metros cuadrados”, y agregó que “para los espacios cerrados la capacidad máxima aumentará a 4.000 personas, siempre y cuando no se supere la ocupación del 70% del lugar del evento”.

Escalada: Valentina Aguado y Zoe García Molina se preparan para el Campeonato Mundial IFSC 2021

Por su parte, los Polideportivos continúan con su horario de apertura habitual, de 8 a 20 horas. Los turnos se sacan exclusivamente mediante la web de la Subsecretaría de Deportes de la Ciudad de Buenos Aires. Tanto en Polideportivos, como en clubes de barrio, gimnasios y espacios habilitados para la práctica deportiva, se le toma la fiebre a toda persona que acceda a los mismos. En caso de presentar 37.5°C o más, no podrá ingresar. No es obligatorio el uso de barbijo durante la práctica deportiva, pero sí al ingresar, circular y salir de las instalaciones.

NT

Sigue Leyendo

Actualidad

Escalada: Valentina Aguado y Zoe García Molina se preparan para el Campeonato Mundial IFSC 2021

Las competidoras disputaron la prueba de Boulder acompañadas por el entrenador Tomás Vilariño

Publicado

el

La Escalada, al igual que otros tantos deportes, tiene su competencia a nivel internacional. En esta disciplina, Valentina Aguado y Zoe García Molina, acompañadas por el entrenador Tomás Vilariño, disputaron la prueba de Boulder en el Campeonato Mundial IFSC 2021 en Moscú, Rusia.

Estefanía Banini comenzó a jugar en el Atlético Madrid

Aguado, olímpica en #BuenosAires2018, llegó al puesto 45° sobre 83 competidoras del más alto nivel internacional, con un puntaje de 1 Top y 5 Zonas, ubicándose como la mejor sudamericana.

Por su parte, la juvenil García Molina, que está dando sus primeros pasos en el circuito mundial, se ubicó en el puesto 61° con 1 Zona. Este próximo lunes 20 de Septiembre, se llevará a cabo la clasificación de Dificultad (Lead), con la participación de Valentina.

NT

Sigue Leyendo

Facebook

Noticias más leídas

Copyright © 2012 La Deportista | Running Team.